2017-01-19
Historia

Fotografía de Rachel Mondragon

Por Ned Calonge, MD, MPH, Karen McNeil-Miller, EdD, y Chris Wiant, MPH, PhD

Los presidentes de The Colorado Trust, la Fundación de Salud de Colorado y la Fundación Caring for Colorado escribieron juntos un artículo de opinión que enviaron a periódicos en todo el estado. La columna habla sobre la importancia de proteger y promover los avances de cobertura y acceso en cuanto a servicios de salud obtenidos en Colorado durante los últimos años. Compartimos el artículo a continuación.

El camino hacia la buena salud se conforma dentro y más allá de la clínica. Se ve afectado por las oportunidades y los desafíos que enfrentamos en nuestro hogar, en nuestras comunidades y a través de las políticas públicas. En Estados Unidos, nos estamos enfrentando a un cambio importante en el liderazgo político. Las políticas que nuestros funcionarios recientemente elegidos podrían aprobar prometen afectar tanto el acceso a como la cobertura de los servicios de salud. Estudios de investigación demuestran que estos dos factores pueden dictar no solo cómo vivimos, sino también por cuánto tiempo y cuán bien.

En Colorado, hemos logrado dar pasos importantes para asegurar que las políticas públicas ayuden a nuestros residentes a obtener y mejorar el acceso y la cobertura. Ahora más que nunca, es esencial que estos avances se mantengan y extiendan a aquellos habitantes de Colorado que todavía no hemos alcanzado.  

Sí, Colorado es reconocido como uno de los estados más sanos en el país, pero esto no es una realidad para todas las personas que viven aquí. Esta visión no puede alcanzarse totalmente sin políticas eficaces que prioricen el acceso razonable, adecuado y equitativo a los servicios de salud física, dental y mental. Nuestros sistemas y políticas marcan el camino que tomamos para estar sanos. El acceso a servicios integrales es un punto crítico en ese camino. Debemos mantener lo que funciona y promover incansablemente los sistemas y las políticas que permiten mejorar la salud.

En la actualidad, hemos alcanzado el progreso más tangible en nuestra historia hacia el acceso y la cobertura adecuados. En 2013, 14.3 por ciento de los habitantes de Colorado (741,000) no tenían seguro médico. En 2015, ese número disminuyó al 6.7 por ciento, un porcentaje récord, según la Encuesta de Colorado sobre el acceso a servicios de salud (CHAS, por sus siglas en inglés) de 2015. Esto significa que aproximadamente 388,000 habitantes en Colorado obtuvieron cobertura médica en dos años. Solo el 2.5 por ciento de los niños en el estado siguen sin tener seguro, un porcentaje menor al 7.0 por ciento en 2013. La CHAS de 2015 no encontró ningún impacto adverso en el acceso a los cuidados, aunque inicialmente existían ciertas dudas al respecto.

Numerosos estudios demuestran que mantener seguro médico continuo es esencial para vivir una vida más sana. Más aún, estos avances en la cobertura también han afectado la seguridad financiera de los habitantes de Colorado. En la CHAS de 2015, el 74.6 por ciento de los habitantes que contestaron la encuesta dijeron que el sistema de cuidados de salud de Colorado “funciona para ellos y su familia”, un porcentaje mayor al 69.1 por ciento en 2013.  Y un estudio de 2016 comisionado por la Fundación de Salud de Colorado y llevado a cabo por el Centro Colorado Futures de la Universidad Estatal de Colorado encontró que la expansión de Medicaid, en gran parte financiada por el gobierno federal, “ya está teniendo y continuará teniendo un impacto positivo importante en la economía del estado”.

La economía de Colorado ha crecido $3.82 mil millones como resultado del aumento en cobertura, dando lugar a la creación de 31,074 puestos laborales nuevos, según el análisis del Centro Colorado Futures. Los ingresos promedio de cada hogar aumentaron $643, y miles de familias en Colorado están disfrutando de una nueva seguridad económica que la cobertura proporciona por naturaleza. 

Sin embargo, no hemos llegado a la meta. Miles de personas que viven en la pobreza no tienen cobertura o acceso a cuidados necesarios. Existen diferencias importantes en las cuotas mensuales y los deducibles del seguro médico en todo el estado. No hemos visto que un hospital rural cerrara sus puertas en los últimos cinco años, pero ellos también están a un cambio político de distancia de tener que clausurar y disminuir el acceso aún más.

Todos tenemos un papel que desempeñar, como habitantes de Colorado, para defender el progreso que hemos alcanzado hacia una vida sana. La comunidad filantrópica y nuestros socios deben mantenerse enfocados en nuestra misión colectiva para mejorar la salud en Colorado. Los residentes deben dar a conocer sus necesidades de acceso a los cuidados de salud que les permita vivir una vida de calidad. Los legisladores tienen la responsabilidad de examinar, poniendo de lado su partido político, lo que está funcionando para los habitantes de Colorado y ayudar a mejor más el progreso que nuestro estado ya ha alcanzado. Deben preguntarse en todo momento crítico: “¿Qué es lo mejor para la gente de Colorado?”

La respuesta a esa pregunta debe ser la estrella polar que dirija nuestro camino hacia el adelante. Juntos, con nuestros socios en todo el estado, nuestras fundaciones se comprometen a asegurar que se mantenga esta pregunta en primer lugar de la lista, y a ayudar a permitir que tengamos la oportunidad de estar lo más sanos posible, sin importar quiénes somos o dónde vivimos en nuestro estado.  

Ned Calonge es presidente y director ejecutivo de The Colorado Trust; Karen-McNeil Miller es presidenta y directora ejecutiva de la Fundación de Salud de Colorado; y, Chris Wiant es presidente y director ejecutivo de la Fundación Caring for Colorado.

Ned Calonge, MD, MPH
Presidente y director ejecutivo
The Colorado Trust